Licores Artesanales Patagónicas con Frutos Silvestres

Licores Artesanales Patagónicas con Frutos Silvestres



Ingredientes

  • 1 botella de 1 litro de aguardiente.
  • 2,5 k de fruta silvestre (calafate, murta, guinda u otra).
  • 1 taza de azúcar.
  • 3 tazas de agua.
  • Sartén y colador.
  • Un recipiente amplio de al menos 5 litros de capacidad, idealmente de vidrio, con cierre hermético.
  • Una tela de unos 50 cm para colar o filtrar la fruta.
  • 4 a 6 Bótelas esterilizadas con corchos o tapas para embotellar el licor.

Preparación

Paso 1: Recolección y lavado de la fruta. En un canasto, recoge los frutos del campo, debes hacerlo con cuidado y sólo aquellos que estén en óptimas condiciones, preocupándote de sacarles el gancho para que el amargor de éste no se transmita al licor. Lava bien y deja escurrir. Paso 2: Macerado. Es una de las etapas más importantes y lo ideal es que se utilice aguardiente de uva de buena calidad. Se deben poner los 2,5 kilos de fruta en un recipiente amplio de al menos 5 litros de capacidad, idealmente de vidrio. Puede ser un frasco o una garrafa. Agrega todo el contenido de la botella de aguardiente y tapa el recipiente de modo que quede herméticamente cerrado. Deja macerar por un período mínimo de dos meses en un sitio oscuro, evitando que le llegue la luz directa del sol. Paso 3: Preparación del almíbar. Agregar el almíbar es un proceso delicado. Debes usar azúcar de buena calidad y agua lo más pura posible, sin muchos minerales o impurezas. ¡Por eso el agua de la Patagonia es perfecta! Mezcla 1 taza (250 cc) de azúcar por 3 tazas de agua y lleva a ebullición hasta que el azúcar se disuelva completamente. Una vez que se enfríe, agrega al frasco con el macerado. Debes dejarlo reposar durante dos meses más. Paso 4: Filtrar y embotellar. Para esta etapa usa una tela fina para que filtre bien el mosto o zumo y utiliza botellas de vidrio para envasarlo. Primero tienes que destapar el recipiente en el que se ha macerado la fruta y vaciar el contenido a otro recipiente, pasándolo por la tela fina (o cedazo) para filtrar la frutas y las impurezas. Solamente el líquido se embotella.Paso 5: ¡Servir a gusto! Después de cuatro meses, considerando el tiempo de elaboración, macerado y embotellado, el licor artesanal está listo para que lo disfrutes. Lo ideal es servir en copasde bajativo (pequeñas).